Tu centro Médico y Dental de confianza

Consecuencia de la anorexia y la bulimia para la boca

Los datos reflejan que alrededor de 400.000 personas están diagnosticada de algún tipo de trastorno de la conducta alimentaria (anorexia y bulimia) en España. Los que más la padecen son jóvenes (entre 18 y 25 años) y adolescentes (12 y 17). Aunque esta enfermedad la padecen en su mayoría chicas, cada día se conoce más casos de chicos.

anorexia

Anorexia y Bulimia

Estas enfermedades son conocidas por todos, pero quizá no tanto sus consecuencias y los estragos que causan a nivel físico y psicológico. Y que llevan incluso a la muerte de quien las padece.
Cabe aclarar que estas enfermedades no son sólo una pérdida excesiva de peso, sino que son enfermedades psiquiátricas que deben ser tratadas por un especialista. Suelen ser recuperaciones lentas y con tratamientos complejos. Aunque el paciente consiga recuperarse por completo, estas enfermedades dejan consecuencias irreversibles en el cuerpo. Estas consecuencias dependerán de lo severa que haya sido la enfermedad.

 

La boca, la gran afectada

Tanto en el caso de la anorexia como de la bulimia, la boca es una de las más afectadas por estas enfermedades. Tanto en el caso de la anorexia, en la que se produce una desnutrición como en el caso de la bulimia que además se provoca el acto de vomitar, los dientes, la lengua y la boca se ven afectados. Desgastes dentales: El acto compulsivo de vomitar, deteriora el esmalte de los dientes y acaba limándolos, debido a los ácidos del estómago. Aunque en un principio solo afecta al esmalte, poco a poco va deteriorando toda la pieza dental, de modo que se van debilitando, y puede conllevar, no solo a que disminuya el tamaño de los dientes, sino también a la pérdida de piezas dentales.

bulimia

Sensibilidad dental extrema:

Esta pérdida del esmalte deja al descubierto la capa del diente y provoca mucha sensibilidad dental. Por lo que consumir alimentos o bebidas muy frías, calientes, ácidos o con exceso de azúcar provocan un gran dolor. Así como molestias a la hora del cepillado.

Aparición de caries:

La desnutrición produce la baja de defensas, que unido al consumo excesivo de bebidas con azúcar, provocan la aparición de caries. Las personas que padecen estas enfermedades suelen consumir mucho este tipo de bebidas con el objetivo de llenar el estómago. Además también suelen consumir gran cantidad de bebidas ácidas, pues provocan la sensación de estar saciados y provocan el vómito.

anorexiadientes

Retracción de encías:

El cepillado compulsivo de los dientes por parte de las personas que padecen bulimia es muy común, con tal de evitar oler a vómito. Esta acción repetida de manera compulsiva y con mucha agresividad puede provocar la retracción de las encías. Esto deja la raíz del diente al descubierto, genera hipersensibilidad, es antiestético y puede llevar a la pérdida de la pieza.

 

Retracción de encías por cepillado agresivo

Pérdida de piezas dentales:

Al sufrir un estado de desnutrición muy severo, hace que el cuerpo no reciba los nutrientes necesarios. Si estas carencias nutritivas se prolongan en el tiempo puede provocar osteoporosis, debilitando cada vez más los huesos del cuerpo. La osteoporosis afecta a la boca y a los huesos que mantienen al diente. Esta degeneración puede provocar la pérdida de piezas dentales, al perder el elemento que las sujeta.

perdida dental

El dentista puede identificar estas enfermedades

Debido al gran deterioro bucal, el dentista o el odontológo, pueden, en muchas ocasione, ser los primero en sospechar que un paciente padece anorexia o bulimia. La señal más clara de todas es el desgate que sufren los dientes. Aunque es cierto que el bruxismo o el reflujo gástrico nocturno también producen el desgaste dental, los signos son distintos. Puesto que el bruxismo provoca un desgaste regular del diente, mientras que los ácidos del vómito provocan desgastes irregulares y socavones en los dientes. Por otro lado, el reflujo nocturno ocasiona un desgaste sólo en la parte interna del diente mientras que la bulimia acaba por dañar toda la superficie dental.

anorexia-y-dentista.jpg

Tratamientos para recuperar la dentadura

Una vez que el paciente se ha curado de su enfermedad, será conveniente acudir a un dentista para valorar el estado de la boca y el tipo de daño que ha sufrido. Con ello se podrá determinar el tratamiento dental más adecuado. Es importante hacer especial hincapié en el hecho de que el paciente esté totalmente recuperado para poder llevar a cabo la recuperación de la boca. En el proceso de recuperación de estas enfermedades intervienen muchos profesionales. Como ya hemos dicho, el dentista puede ser una figura clave a la hora de detectarlo, pero también ejerce un papel muy importante una vez que el paciente se ha recuperado.

Recuperación de peso y hábitos saludables

El recuperar la estética dental es muy importante para personas que se han recuperado de anorexia o bulimia, ya que son enfermedades mentales que afectan a como se percibe la persona a sí misma a nivel físico y la boca es una de las cosas que más se ve en el cuerpo y su buen estado puede ayudar al paciente a recuperar la confianza perdida y a que no tenga miedo a sonreír.

En Clínica Giroca contamos con grandes profesionales en reconstrucción buco-dental. Sin embargo la prevención y detección a tiempo de estas enfermedades es muy importante para que su recuperación sea lo más rápida posible.

Responder

English EN German DE Spanish ES